Crea tu protector solar ecológico

Feb 07, 2019

Los bloqueadores solares son indispensables para protegernos de los rayos ultravioleta. Sin embargo, su composición puede dañar nuestra piel a la larga. Además, todos esos químicos que contienen pueden generan un impacto negativo en el medio ambiente; pues cuando una persona con bloqueador entra al mar, contamina el agua y afecta directamente la vida marina.


Cada vez son más las playas que exigen el uso de protectores solares biodegradables, por eso en este artículo te enseñaremos a preparar tu propio protector solar amigable con el medio ambiente y con tu piel.


Te recomendamos organizarte con amigos y familia para poder solventar los costos de los ingredientes; además así podrás compartir con más gente cómo cuidar nuestras playas con sencillas acciones.



¡Prepara tu bloqueador!



Para hacerlo necesitarás:


  • 2 cucharadas de aceite vegetal. Existen diversos tipos de aceites que ofrecen diferentes beneficios para tu piel, por lo que te conviene investigar las propiedades de cada uno para ver cuál va mejor contigo. Por ejemplo, la zanahoria es buena contra el acné.


Algunas de las opciones que existen son:

      • Semilla de frambuesa

      • Semilla de zanahoria

      • Semillas de algodón, de cacahuate

      • Sésamo, coco, cáñamo, aguacate, oliva, ricino o almendras.


  • 30g de manteca de karité, mango o cacao.


  • 1 cucharada pequeña de aceite de germen de trigo. El cual sumará vitamina E a tu bloqueador.


  • 30g de cera de abeja para añadir propiedades impermeables.


  • 10g de óxido de zinc en polvo. Este ingrediente puedes encontrarlo en cualquier farmacia y será clave en la mezcla, pues le dará a tu bloqueador un factor de protección solar de 10-12 FPS.


Para aumentar el FPS puedes agregar más óxido de zinc, tomando en cuenta que cada 10 g equivalen a un 10-12 FPS extra.


  • 30 gotas de aceites esenciales. Agrega para darle un toque aromático único. Puedes utilizar aceites esenciales como albahaca, menta, lemongrass, lavanda, eucalipto y muchos otros.


Tip: La mayoría de los ingredientes podrás encontrarlos en tiendas ecológicas o tiendas especializadas en productos cosméticos orgánicos.



Una vez que cuentes con todo lo necesario, sólo sigue estos pasos:


#1. Derrite los aceites vegetales a baño maría con la manteca elegida y la cera de abeja.


#2. Cuando la mezcla se ha fusionado, déjala enfriar un poco y agrega el aceite de germen de trigo y el óxido de zinc.


¡Pero ten cuidado! Usa una mascarilla para protegerte; la inhalación de óxido de zinc puede ser peligrosa.


#3. Dale el toque aromático agregando los aceites esenciales.


#4. ¡Ahora sí! Mezcla todo hasta que se diluya el óxido de zinc.


#5. Guarda la mezcla en un recipiente y déjala enfriar a temperatura ambiente durante toda la noche.



¡Listo! Ya puedes ir a la playa y protegerte del sol con la conciencia tranquila; sabiendo que estás poniendo tu granito de arena por un mundo más vivo.



CONOCE MÁS DE HERDEZ®